Aprender a Pensar

Repensar la Educación

Javier Gómez Torres

Editor TIC en el Grupo SM

Y la Iglesia descubrió las nuevas tecnologías…

… y decidió que eran buenas y que debía emplearlas para acercarse a sus fieles.

Así podría empezar un pasaje de la Biblia si esta se hubiese escrito en los días actuales y los apóstoles, en vez de ser pastores y pescadores, hubiesen sido programadores y diseñadores gráficos. Sin embargo, no ha sido así, y es obvio que si hubiesen sido capaces siquiera de vislumbrar los avances que una veintena de siglos después se iban a producir, tal vez se hubiesen maravillado de la facilidad y de la capacidad de las Nuevas Tecnologías para acercar sus enseñanzas a la gente.

Sin embargo, dice el refrán que nunca es tarde si la dicha es buena, y la Iglesia, ese ente que en ocasiones se nos antoja lejano y distante de la sociedad, ha decidido dar un golpe en la mesa y ha comenzado a desarrollar algunos proyectos que sin duda son más que interesantes.

El primero del que os voy a hablar es de la página web bibleglo.com, que yo no sé a vosotros, pero en mi caso ha sido entrar y dejarme boquiabierto por la calidad del portal y por la cantidad de contenidos que ofrecen, así como por la enorme posibilidad de crecimiento, en términos 2.0, que tiene esta propuesta.

Aquí tenéis la presentación que han colgado en YouTube:

Una vez vista, y después de recobrar el aliento ante algo tan espectacular, he llegado a dos conclusiones que supongo que la mayoría de vosotros compartiréis conmigo:

1- Se nota que le han metido a este proyecto una cantidad de dinero enorme, lo que demuestra que hay un interés plausible en acercarse a la una generación cuyos padres han ido abandonando, en un goteo incesable, su asistencia a la Iglesia.

2- Está claro, este proyecto tiene una intencionalidad muy clara y como tal hay que observar con cierto recelo cómo se moderan los foros, así como las afirmaciones que en la web se hacen. No entraremos aquí en temas teológicos o que puedan afectar a la moral o a las creencias de cada uno, que yo soy el primero en pensar que cada cual tiene derecho a creer en lo que le de la gana siempre y cuando sus creencias respeten la integridad física y moral de los demás, pero yo a mis alumnos, antes de presentarles algo así, soy de los que prefieren tener un acercamiento personal y un estudio bastante pormenorizado de lo que allí se presenta.

El segundo proyecto del que os voy a hablar hoy es de una iniciativa para poder visitar virtualmente algunos de los emplazamientos más importantes de la Ciudad del Vaticano. En este caso, aunque la tecnología para la presentación de visitas virtuales lleva bastantes años desarrollada y en este sentido no presentan nada nuevo, la calidad y la capacidad para que aquellos que nos encontramos tan lejos de este centro cultural (y religioso) podamos visitarla y hacernos una idea de lo que hay allí también me ha maravillado. Ahora, cualquiera puede disfrutar de una visita privada a la Basílica de San Pablo:

Visita virtual a la Basílica de las Pablo.

Y yo me pregunto, teniendo algo así al alcance de nuestros monitores, ¿qué excusa hay para no mostrarlo a nuestros alumnos y complementar lo que aparece en los libros de texto con una experiencia que se acerca sobremanera a la realidad?

Entrada a la Basílica de San Pablo

Entrada a la Basílica de San Pablo

Son dos proyectos muy interesantes, y estoy seguro que habrá otros muchos de los que no tengo noticia, por lo que voy a ver si indago un poco, y de paso me informo de si hay algo parecido con otras religiones, que dudo mucho se vayan a quedar atrás en lo que acercarse a las Nuevas Tecnologías se refiere.

Quiero agradecer a Sonia Cáliz el enorme interés con el que me está enviando información para este blog, me está facilitando muchísimo la labor y por lo tanto creo que es justo decirlo públicamente…

¡Gracias Sonia!



escrito el 28 de Octubre de 2009 por en General

etiquetas: , , , ,


Escribe un comentario

Recuerda que:
  • Las opiniones aquí expresadas serán responsabilidad tuya, y en ningún caso de Aprender a Pensar
  • No se admitirán comentarios que vulneren lo establecido por las leyes y por las Normas de uso de este sitio
  • Aprender a Pensar se reserva el derecho de eliminar los comentarios que considere inadecuados
Los datos serán tratados de acuerdo con lo establecido en la Ley Orgánica 15/1999 de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal, y demás legislación aplicable. Consultar nuestra Política de Privacidad
Aprender a Pensar